1/6/18

Poema tuyo

Te miro, te admiro
y aún no me creo que eres mío,
que el brillo y el reflejo de tus ojos
me invaden de dulce cariño.
Siento tu calor, tus manos 
y todo tu amor
que me hacen tuya
y te pido que no me sueltes nunca
pues contigo la vida es mucho más bonita.
Te quiero hoy, mañana
y para toda la vida
que aún nos queda por compartir.

15/5/18

Lujuria

Siento tu cuerpo en mi cuerpo y tus manos tocando todo mi pecho, esparces tus caricias como agua de lluvia por toda mi piel y tu boca tibia desdibuja con lujuria toda mi ropa. Desgarras con tus dientes mis últimas prendas y me haces tuya y yo te convierto en mi depredador. Muerdes suavemente mi cuello y danzamos al compás de un vaivén de placer en el que te siento explorar cada parte de mi ser, tan dentro, tan fuerte, tan cálido, tan tú. Somos uno mismo, dos almas en un mismo cuerpo, dos corazones que laten al mismo tiempo y tú suspiras y ahogas mi voz entre la palma de tu mano y el vaivén de pasión aumenta, los ojos se cierran, el cuerpo se sacude y nuestros labios se consumen en medio de un último beso. Corre el sudor y corre la calma, los gemidos cesan y nuestras manos juegan a encontrarse en medio del enredo que hicimos sobre la cama.

13/4/18

Condena


Se reunieron en un círculo, tomados todos de las manos y con velas blancas encendidas frente a sus ojos, pronunciaron algunas palabras de fé y a la luz de la luna invocaron un coro dedicado a la presencia angelical, cerraron sus ojos y pidieron por la protección propia y la del prójimo, pronunciaron alguna que otra oración y bajaron del 'velo vestido de blanco' al ángel más joven, ingenuo e inexperto, le cortaron las alas y lo arrullaron en una cuna bañada de seda. Lo arroparon y finalmente lo criaron como otro más de ellos, esperando así que su energía y su presencia angelical los cubriera por siempre de todo mal, ignorando que en medio del rito habían iniciado su propia condena y la de éste al cortarle las alas y hurtarlo del cielo.

28/3/18

3 musas


He amado a tres musas:


A la primera, yo le rompí el corazón,

La segunda me lo rompió a mí

Y la tercera...
Bueno, la tercera creo que es la vencida.

22/3/18

Frío


Frío,
Frío en el corazón,
Frío en las lágrimas derramadas,
Entre las manos y la distancia que me separa de todo tu cuerpo.
Frío en mi tristeza, en mi sonrisa que de pronto no es más una sonrisa.
Frío en los suspiros que salen de mi boca y que susurran tu nombre en cada despertar.
Frío en mis noches de insomnio, donde no paro de pensarte.
Frío en los recuerdos, frío en mi soledad.
Frío que recorre en círculos toda tu espalda y que contagia de resfrío toda mi alma.

16/3/18

El día que jamás viene

Guardo mis secretos junto al llanto que oculta mi mente que por ellos ha sido silenciada y me pregunto por el día en que por fin podré abandonar definitivamente este sitio al que jamás pertenecí.
Pasan los años y no puedo decidir entre lo que soy y lo que debería ser, siento que he fallado, que el tiempo se termina pero a la vez lo siento tan eterno, pues sólo quiero que todo esto acabe pronto, aunque sé muy bien que tan sólo vengo de paso. Y qué si me encariñé con una u otra persona es verdad, qué si encontré el amor, el dolor y el odio también es cierto, pero, yo no encajo aquí, nunca lo hice y nunca lo haré. Veo humanos, mas no humanidad, sólo quiero volver por donde vine, cerrar mis ojos y entregarme al velo cubierto de blanco como ya una vez lo hice. ¿A caso fui condenada y esta es la carcel que debo vivir ahora? ¿Porqué hay tantas cosas que sé y otras tantas que ya casi he olvidado? ¿Qué hago con todos los recuerdos y los sueños que aquí no pertenecen? Tantas preguntas y ninguna respuesta... (¿En dónde está tu Dios ahora?) y tanto ansío presenciar ya el glorioso día del juicio final, el día que tanto anhelo pero que jamás a mí viene.

15/2/18

Una bala



Una bala por las sienes para matar en cuestión de un segundo el dolor que emana dentro y de paso algo más que eso. 
Una bala rápida para quitar el frío de los pensamientos, para arroparlos con su metal caliente y fundirlos hasta desaparecer eternamente.
Una bala para adormecer el llanto, para apagar los ojos y hundirse en el silencio perpetuo.
Una bala para olvidar, para anestesiar, para curar, para matar...

Una bala...

Tan sólo basta una simple bala.

25/1/18

El poeta y la musa


Él es un simple soñador,
un poeta de ilusiones
y yo la musa libre a quien recita
sus poemas más dulces y más bellos,
mismos que nacen en medio
 del caos y el silencio
cuando él me acompaña
a pasar mis noches de desvelo,
 mirando el claro de la luna
brillar frente al espejo
 mientras se derraman
 las lágrimas opacas de la noche,
misma en la que jugamos a mirarnos
y a cazar cada una de las estrellas
 con sólo la punta de nuestros dedos.

23/1/18

10 de Diciembre del 2017, "Hasta siempre amigo"

Aún recuerdo esa fría madrugada en la que decidiste que ya era momento de marcharte de este mundo material y del sufrimiento de tu enfermedad, te entregaste al vacío bajo un estado casi inconsciente en el que tuve que dejarte partir mientras sostenía tu frágil cuerpo entre mis manos y sollozaba que no te fueras. Aún me mirabas con esos ojitos tan compasivos y llenos de amor que tenías cuando me dabas alguna muestra de cariño, como intentando consolarme mientras yo me hundía en medio de la impotencia.
Me dolió tanto verte partir que todavía hoy me aguanto las lágrimas cuando me acuerdo de ti. Fue una noche llena de desconsuelo y tristeza, la hora más larga de mi vida.

Fuiste más que una simple mascota, tú fuiste mi familia, mi amigo y me diste tantos momentos tan bonitos que atesoro desde el primer día. Contigo tuve el lazo más fuerte y más bonito que nunca tuve con ningún otro animal, pues tú eras mi confidente, mi compañero de batalla, un ser tan pequeñito que ocupó una gran parte de mi corazón.
Ni siquiera mostraste resistencia alguna cuando tenía que inyectarte, no me lastimaste aunque podías hacerlo, pues sabías que no lo hacía para dañarte de ningún modo. Hice todo lo que pude para tratar de ayudarte, aunque al final supe que no fue suficiente...

Extraño tanto llegar a casa y verte feliz esperándome, dando vueltas de alegría porque sabías que iría a ti para tomarte en brazos y mimarte, y a ti te gustaba tanto que lo hiciera. A veces hasta imagino que sigues aquí, sabiendo que no es más así.
No sabes lo triste que me siento al mirar todas tus fotos, al acordarme de todas las cosas tontas y divertidas que hacías, porque siempre me dabas motivos para reír, y aún hoy lo hago, aunque con algo de nostalgia.
Quiero que sepas que no habrá nunca otro ser que ocupe del mismo modo tu lugar, porque tú siempre fuiste y serás único en tu especie.
Te agradezco mucho por todos los momentos felices y divertidos que me diste a tu lado durante esos 5 años, por soportar conmigo ese par de mudanzas que tanto nos incomodaron, por estar cerca cuando más sola me sentía, por darme siempre tu más sincero afecto. Aprecio cada instante que pude vivir contigo, me enseñaste que el amor hacia otro ser vivo va mucho mas allá de lo que creía, me diste tantos recuerdos tan divinos que nunca podré olvidar.

Tengo fe en que ahora estás en un lugar mejor, donde nada te duele, donde nada te falta y tienes todas tus comidas favoritas y el amor que tanto necesitas, porque sé que si sólo de amor uno viviera, tú habrías permanecido aquí eternamente.

Por siempre te llevaré en mi corazón.

 Hasta siempre amigo.






18/1/18

Canibal

Al hombre con tez de vampiro y ojos de demonio
se le tiñeron de carmín los labios
con ese distinguible sabor a cobre en la boca,
deseando haberlo soñado todo,
sin embargo, ya era tarde;
 Se había convertido en un asesino,
uno especialmente canibal
y con una sed interminable de sangre humana.
Issei, Issei, le llaman el canibal japonés.

3/1/18

De vuelta en los laberintos



La serpiente gris ha vuelto por mí, 
me arrastra hasta los viejos laberintos de sal 
y me aplasta con su cuerpo pesado. 
No veo una salida.
Las flores del camino 
son lo único que me invita a seguir buscando, 
pero una vez marchitas sé que ya nada me quedará.

27/12/17

Un poco humana



Me bañé en humanidad,
tan sólo para poder estar junto a ti.
Me arranqué las alas,
 me hice un poco humana.

Besos sabor a miel



Llevas mi prosa escrita hasta en la piel, 
desdibujada con besos tibios sabor a miel.

17/12/17

Contigo me perdí



Tratando de encontrarte en medio del laberinto que se forma en tus pupilas y el aroma dulce que despide tu perfume, sin más remedio yo me perdí...
Tienes esos ojos que me invitan a mirarlos y querer leerlos, como si cada mirada tuya fuera un poema.
Eres un sueño dormido que me visita a la luz de la noche, cuando la distancia nos separa y me susurras al oído tus secretos ocultos que antes me parecían nada más que un misterio.
Tienes esa aura que me invita a querer tocarla y sin embargo, no me atrevo a rozarte ni con la punta de mis dedos. Eres una musa a la que no puedo acercarme más allá de un suspiro o al calor de tu aliento.
Musa cruel que me obliga a mirarla sin poder acariciarla, veo en tus ojos el reflejo de todos nuestros momentos silenciados por un enorme mar de lamentos.

14/12/17

Mi reloj a deshoras

... Sí me lo preguntas, soy un reloj a deshoras porque dada la ironía, yo llegué a tu vida en un destiempo tan a tiempo, que de llegar antes lo hice después, en el momento justo, en el instante exacto en que los dos nos encontrábamos sin otro reloj al cual adecuar nuestras horas azules, nuestras manecillas y estos engranes que no encajaban con ningún otro.