19/7/10

Una guerra sin victoria

Agujeros en el alma, tan oscuros

Como llagas provocadas por sus inútiles armas.
Guerras y soldados,
Muertes y dolor,
¿Qué puedo yo decir?
Un mundo podrido en la desgracia,
¡Hundido en la miseria de su gracia!
Humano; Un ser autodestructivo
Cuando lo desea autocreativo,
El peor enemigo del mundo.
Miles de hombres muriendo
Por  salvar a sus falsas patrias,
Por sus falsos derechos y opresadas libertades…
¿Qué sigue después de la guerra?
Un mundo vacío ensangrentado,
Una tierra con demacrados cadáveres sobre ella,
¡Un pueblo fantasma lleno de cólera!
Pena y rabia de quienes lo perdieron,
Orgullo y apatía de quienes lo ganaron…
¿Ganar que?
Ganar el compromiso  “esta tierra es mía”,
Inútilmente el amor ya carece, la hipocresía perece
Y en llamas ahogados están ya todos los muertos corazones…
No queda una gota de lo que la paz solía ser,
No queda el recuerdo de lo que el amor solía hacer
Y no queda ya la piedad de los otros…
Presidentes y gobernantes,
Simios y tontos arrogantes
¿Qué se puede ya hacer?
Es un mundo perdido en la ignorancia,
Un universo detenido en la ciega inocencia,
Una tierra adueñada del hombre equivocado.
Después de cada duro duelo,
Solo los cuerpos en derrota
Sobre los bombardeados suelos tendidos quedan,
Después de todo ya no queda más…
En esta fría guerra nadie gana y todos perdemos,
Perdemos lo que nuestras tierras lejanas solían ser,
Ganamos lo que el demonio de nosotros quiere hacer:
Seres sin recuerdos; Demonios sin anhelos.


Dedicado a todos aquellos amantes de la desgracia.

1 comentario:

  1. Muy cierto, muy cierto...!!!




    Te quiero!


    ATTE: Tu fan #1 (lo sabes:])

    ResponderEliminar

Escríbeme un mensaje, verso o comentario aquí.